A “esa mujer” la política israelí le queda grande

Las elecciones generales se acercan, ya están a la vuelta de la esquina. Y a dos semanas del gran acontecimiento, sólo el 65% de los israelíes con derecho a votar están seguros de que lo harán. Un 13% ya ha decidido no sufragar , un 5% piensa que no lo hará y el 17% “cree” que votará.

¿Los motivos? Un 35% de los encuestados respondió que está “harto” de los candidatos, que siempre son los mismos.

Es evidente que no hay grandes novedades en la oferta electoral actual, sólo Tzipi Livni, la candidata del partido Kadima, se estrena en su postulación a primera ministra.    Pero tiene un gran inconveniente – a los efectos de poder resultar electa por la sociedad israelí – es mujer.

livi

Basta observar la campaña proselitista que está llevando a cabo el Likud contra “esa mujer”, en la que pretende mostrar las contradicciones de Livni, que – sin entrar a juzgar si son o no ciertas – pone en evidencia su condición femenina. El Likud afirma que la primera magistratura “le queda grande” y yo concluyo que jamás habrían ideado semejante campaña si Livni fuese hombre.

Hace unos pocos días finalizó la guerra, el operativo “Plomo Fundido”, como se ha dado en llamar. Y si bien el gobierno lo ha presentado como un triunfo, sólo Tzipi Livni se ha visto en la necesidad de tener tzipi-livnique explicar que ella también estuvo allí. Que fue exactamente un tercio del terceto que tomó las decisiones, que muchas de ellas fueron tomadas en base a sus propuestas y criterios … en fin, que también entiende del asunto. Es que Tzipi Livni – si bien ha trabajado en el Mossad – nunca manejó un tanque, ni disparó obuses, no planeó estrategias ni movilizó tropas. Y eso la deja fuera de la cancha, en un juego que es sólo para hombres. Livni ha querido jugarlo de todas maneras, y salió perdiendo.

Pero, cuidado, que no se me malentienda. Esta columna no pretende ser una apología ni mucho menos propaganda política para Tzipi Livni y su partido, Kadima. Esta reflexión va más allá de estar o no de acuerdo con su ideología política, sus propuestas, su figura y su plataforma, va más allá de su persona.

Lo que quisiera ver en algún tiempo no muy lejano en esta sociedad en la que vivo es que, cuando los candidatos de turno comiencen la carrera hacia la primera magistratura, todos puedan estar parados en la misma línea de largada. Y que las candidatas no deban empezar la carrera unos cuantos metros más atrás, porque, por ser mujeres, “les queda grande” y de esto no entienden nada.

Anuncios

4 comentarios (+¿añadir los tuyos?)

  1. Eliseo
    Ene 26, 2009 @ 15:50:59

    La “válidez”de la mujer en la gestion pública y en la alta politica, viene refrendada por la via de los hechos, y no responde por ello a ningun planteamiente teorico ó retórico como algunos quieren ver … Bastariá para sostener tal afirmacion, constatar la exelente labor llevada a cabo por la Canciller Merkel en una primera potencia occidental como lo es Alemania sin ir mas lejos, ó el bien ganado prestigio alcanzado por la senadora Clinton, reciente cándidata nada menos que a la presidencia de los Estados Unidos de America … por no hablar de la no menos brillante labor, desempeñada en politica exterior en ese mismo pais por la señora Rice … Asi pues ejemplos no faltan, y convendriá admitir a la luz de ellos, que el ecepticismo y cautela que sucitan en determinados sectores la presencia de una mujer en cargos de máxima responsabilidad, se debe a cuestiones ájenas por completo a su valiá personal, y estan relacionados a mi juicio, con absurdos prejuicios de cáracter “machista” escasamente edificantes para quienes los prodigan, y para la clase politica que los asume … Solo citaré para concluir, el nombre de Golda Meir, tan ligado a la politica israeli, en un momento particularmente convulso de su historia reciente …¿quien puede negar, cualquiera que sea su tendencia ideologica, que se trató de una de las mayores figuras que ha dado la politica internacional?… por ello, y sin querer establecer paralelismos ni comparaciones (las cuales suelen ser odiosas) juzguemos a la señora Livni por sus logros, y aptitudes, núnca por prejuicios propios ó ajenos …

    Responder

  2. Laura Czerniewicz
    Ene 28, 2009 @ 10:45:22

    Estoy de acuerdo con este post y me parece un reclamo justo y correcto. No se trata de pedir privilegios especiales para las mujeres si no igualdad de condiciones. Yesto vale para la política como dice el post como también en otras áreas de la vida en general y sobre todo en lo profesional.

    Responder

  3. Damián Taubaso
    Ene 29, 2009 @ 11:40:38

    Bueno, Israel creo que fue el primer país del mundo en estar gobernado por una mujer, no se que pasó después…

    Saludos

    Responder

  4. laura
    Feb 20, 2009 @ 17:44:00

    Eso es extraño, laura. He encontrado su nombre en este blog y su mensaje traducido en babelfish. Veo que tienen el mismo nombre que me !!!!!!!! Escríbame a lauraczerniewicz@yahoo.com, por favor

    Responder

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: